domingo, 26 de abril de 2015

La espada del destino, de Andrzej Sapkowski


En la reseña del primer volumen de esta saga reflexionaba sobre la repercusión en la literatura fantástica de los autores anglosajones y los que no lo son. En ella comentaba lo poco conocido del autor polaco en el mercado anglosajón. Tanto es así que mientras escribo esta reseña se acaba de anunciar la publicación de El último deseo en inglés, aprovechando la salida del videojuego The Witcher III. ¿Tanto miedo hay a publicar autores traducidos que necesitan aprovechar el tirón del juego? ¿Existe tanto material publicado en inglés, que la necesidad de publicar a un autor traducido es ínfima? ¿No hay un público que busque salir de la zona de confort y leer autores traducidos? Estas preguntas me llevan incluso a la de saber si existen traductores reputados hacia el inglés. Para nosotros no es raro tener traductores excelentes, gran parte del material producido está en inglés, por lo que no es difícil saber el idioma en el que especializarte. ¿Pero de qué idiomas traduce un inglés?


La espada del destino es el segundo libro de la saga Geralt de Rivia, publicado en 2003 y con varias reediciones que denotan su popularidad. En este segundo volumen podemos encontrar los mismos elementos que en El último deseo. Personajes y ambientaciones muy trabajados y con un trasfondo interesante, mitología de Europa del este y central, y sobre todo el uso inteligente de la ironía y el sentido del humor, llevados al límite. La estructura de la obra está dividida en diferentes relatos con tramas más equilibradas entre sí en comparación al anterior volumen y de esta forma dotan al libro de una consistencia mayor que el anterior, sin la necesidad del elemento de fix-up de por medio. En este libro se enfatiza la relación entre los relatos y se enfoca la continuidad de los mismos hacia una posible trama que canalice la saga en un argumento único del que diverjan diversas historias. En esta obra además, Sapkowski sigue construyendo a sus personajes principales, quizá antes no tan claros, y los intensifica para el lector. Por ejemplo Jaskier tendrá un papel principal mucho más claro que en el anterior libro, tomando decisiones que afectan directamente a la trama principal y ejerciendo una importante influencia sobre Geralt de Rivia. Se incorporan también nuevos y carismáticos personajes al elenco de protagonistas que denotan la evolución y el giro que está tomando la saga respecto a su continuidad. Los temas y contextos en los que aparece Geralt son más variados en esta obra. Mientras que en El último deseo, las escenas estaban dotadas de cierto misterio que recreaba un halo místico, en La espada del destino Geralt y el resto de personajes, incluida la bruja, se humanizan mucho más haciendo que el lector empatice con ellos de forma más directa. La caracterización psicológica, en cambio, se profundiza mucho más ante situaciones que requieren decisiones morales o éticas para su solución. Por lo que esta obra se acerca todavía más hacia el realismo moral y ético que a una fantasía mitológica como vimos en la anterior obra.

La trama se compone de seis relatos: “Las fronteras de lo posible” donde Geralt se debatirá entre la moral de asesinar a un dragón y donde entrarán en juego la ambición, la crueldad, la avaricia y la pura violencia. “Esquirlas de hielo” es un relato introspectivo de Geralt en el que se trata su relación con Yennefer. Geralt debe enfrentarse a Istredd, un hechicero que también está profundamente enamorado de ella. Entre ambos tendrá lugar un duelo dialéctico cargado de tensión. “Fuego eterno” donde Jaskier y Geralt deben solucionar el problema de un mímico. Seguramente el relato con más humor del conjunto. “Un pequeño sacrificio”, Geralt y Jaskier acuden a un pueblo pesquero para ayudar a un príncipe a comunicarse con su amante, una sirena. “La espada del destino”, en este relato se presenta a un personaje importante ya que su influencia en Geralt es notable. Ciri, la joven niña perdida en el bosque de las dríadas. Un relato intenso y cargado de emoción. Y finalizamos con “Algo más”, donde Geralt se encuentra muy enfermo y viajando con un mercader. En sus fiebres soñará o recordará escenas con los demás personajes principales donde interactúa con ellos repasando las mutuas relaciones personales. Un relato que abre las puertas a la siguiente novela.

En conclusión, La espada del destino es un libro que explota todo lo que Sapkowski prepara en El último deseo y deja tanto la trama como los personajes preparados para iniciar una de las sagas más populares de fantasía (espada y brujería) contemporánea que podemos leer. Mención necesaria a la excelente e impresionante labor de traducción de José María Faraldo desde el polaco. Ocurre pocas veces, pero tener una saga de este calibre y con una traducción tan profesional en España es todo un lujo.

1 comentario:

  1. Muy buena reseña Alex! A mi los dos primeros me gustaron mucho ( en especial este segundo ) y despues...bueno la cosa fue decayendo. A ver que te van pareciendo los demás libros :)

    ResponderEliminar