miércoles, 7 de diciembre de 2016

A Taste of Honey, de Kai Ashante Wilson


A Kai Ashante Wilson le seguía desde hace algún tiempo. Las novelas cortas que publica Tor han sido la excusa perfecta para abordar al curioso autor, y en este caso ha sido con A Taste of Honey (aunque The Sorcerer of of the Wildeeps también pinta muy, muy interesante). El caso es que Kai Ashante presenta una obra tremendamente atípica, y todavía más raro aún es que la haya publicado en una de las editoriales de fantasía y ciencia ficción más grandes (si no la más grande) de EE.UU. Es una novela situada en un mundo de fantasía donde ocurre alguna otra obra del autor, que podría considerarse de fantasía épica, ¿romántica? ¿eso existe? Pero desde luego lo que está claro es que es una novela romántico. Un momento, no salgáis huyendo. Lo mejor está por llegar. Es una novela de romance homosexual, donde la relación amorosa de dos hombres se desarrolla a lo largo de sus 100 y pico páginas. Y es una verdadera delicia.

Los que me seguís por aquí sabéis que no soy lector de romántica, y aunque me gusta salir de mi zona de confort, tampoco suelo alejarme mucho. Pero lo cierto es que esta historia lo ha valido. Me explico. Yo me esperaba una historia de fantasía épica con componente romántico en ella, y ha sido lo contrario, es decir, es una novela romántica con el envoltorio de fantasía épica. El worldbuilding es espectacular e interesantísimo, presentando tribus, clanes, un pasado repleto de leyendas y mitología. Quizá en lo que más hincapié se hace es en los roles de género de las culturas de la novela, demostrando que la fantasía (épica) no es solo pura aventura y entretenimiento, sino que sirve para reflexionar sobre temas a la orden del día. Cada cultura tiene una profundidad digna de una trilogía de 800pgs por tomo. Y lo mejor es que lo hace en 150. Aqib y Lucrio se enamoran, pero cada uno tiene una cultura diferente y sus contextos les impiden (o por lo menos hacen difícil) su relación. Mientras que el guardia tiene libertad sentimental total, el joven "príncipe" no, y de hecho, una relación gay es lo peor que puede hacer. Ambos tienen que maniobrar y esquivar una gran cantidad de obstáculos para verse y acostarse, o simplemente para estar juntos. 

En el relato no solo se aborda el romance, como ya he comentado, no se deja de lado los aspectos de worldbuilding (que imagino que junto a la otra novela ambientada en este mundo, amplían mucho más lo que sabemos de él), como por ejemplo los poderes mágicos que tienen algunos personajes. Las intrigas palaciegas tampoco se quedan atrás, ofreciendo otro prisma a la lectura. Además, como quizá ya hemos visto en alguna novela de fantasía como las de Ken Liu, la tecnología y aspectos tecnológicos e incluso de ingeniería, se tratan de forma inteligente y aparentemente "sencilla". La trama cada vez va tomando una atmósfera más opresiva, más desesperada, ya que Lucrio tiene que dejar la ciudad donde ha conocido a Aqib 10 días después de su primer encuentro. Kai Ashante es un maestro de construir la historia desde 0 hasta una dimensión bastante grande, dejando caer perlas de información en conversaciones o en segundo plano que al final componen el grueso de la historia. Debo reconocer que se me hace un libro dificilísimo de recomendar, que quizá solo un lector ansioso de originalidad, de algo que rompa las convenciones y de una forma de narrar atrevida y personal puede disfrutar. Pero qué os voy a decir, el ritmo de la narración decae en algunos momentos pero en general me ha parecido un texto más que interesante de un autor que voy a seguir muy, muy de cerca.

3 comentarios:

  1. Hola :) No sé si será cosa mía al leer la reseña, pero me iba evocando cierta inspiración a Romeo y Julieta (amores prohibidos,..etc) con un mundo de fantasía que parece muy interesante. A mi me has despertado la curiosidad, eso tengo que admitirlo, pese a que al leer la palabra romántica me había alterado y diciendo: oh cielos, se le ha ido la pelota del todo con ese frío nórdico. Un abrazo^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buf, nada que ver con Shakespeare. No es tanto "amores prohibidos" como "esto es antinatural en nuestra sociedad, qué asco, te mato". Además es una historia de amor bastante bonita que sucede tras bambalinas. Recomendable.

      Eliminar
  2. Me has picado la curiosidad. Ya tenía en la mira la de "The Sorcerer of the Wildeeps" así que me apunto esta también ^^
    Un saludo!

    ResponderEliminar